Comenzó el año del tigre

152

En la cultura china desde la antigüedad la astrología es el sistema clave y fundamental para conocer el destino y la personalidad que te identifican. Los astros que se encontraban rigiendo en ese momento de tu llega al planeta azul, son representados por animales que cada 12 años se repiten y cada animal es acompañado por uno de los cinco elementos del universo.
Estamos en el año 4720 para los chinos y su animal regente es el “Tigre de Agua”. Los nacidos en los años 1926, 1938,1950, 1962, 1974, 1986, 1998, 2010, 2022 pertenecen al signo del Tigre.
Los elementos se repiten dos años seguidos, luego de dos años de Metal (Rata y Buey) llegaron dos años de Agua, El Tigre y, el año que viene, el Conejo. Luego vendrán dos años de Madera (Dragón y Serpiente) seguido dos años de Fuego (Caballo y Cabra) y luego dos años de Tierra (Mono y Gallo) y para los últimos dos animales del horóscopo (Perro y Cerdo) les tocará Metal nuevamente.

Los cinco elementos se pueden saber con el último número del año que naciste:
Metal: 0 o 1
Agua: 2 o 3
Madera: 4 o 5
Fuego: 6 o 7
Tierra: 8 o 9
El año del tigre para todos será bastante activo y vigoroso, la característica de este felino de agua es la acción y la determinación ya que tiene un andar sin pausas, los entendidos destacan que para los nacidos en este signo, tienen un año bastante desafiante ya que se encontrarán saltando obstáculos y quemando todo karma del pasado, resolviendo malos entendidos y conflictos.
“Este será también un año en el que las personas tendremos que cuidar el cuerpo físico, tanto el propio como el de todos los seres vivos y sintientes, yendo desde lo microscópico hasta lo global” explica Ludovica Squirru.

Los mitos populares de la antigua China
El tigre es considerado en china el animal que espanta la mala suerte, símbolo de valentía y fuerza. La llegada del Tigre de Agua representa un periodo de reflexión encontrando los verdaderos valores humanos para descifrar un destino con mayor entereza, dinamismo y valentía.
Desde la antigüedad el majestuoso tigre con sus delineadas rayas ha sido reproducido con pinturas o esculturas en los templos. Hay una deidad, “El Maestro Tigre”, que se lo representa en estatuas y se los coloca en los altares, porque se cree que uno de los espíritus que servían al Dios de la Tierra encarnó en ese animal. El folklore popular cuenta que un tigre no dañaría a un ser humano sin pedir el permiso al Dios de la tierra.
También hay una leyenda difundida en Taiwán de un Dios Taoísta, “Emperador y Protector de la Vida”, que asistió y alivió el dolor de garganta de un tigre, el bello animal agradeciendo su benevolencia prometió no comer humanos y su deseo fue ser el guardián del templo del emperador.
Que este virtuoso animal llene de entusiasmo el nuevo año, nos ayude a resolver, a soltar aquello que necesite transformarse en experiencia de vida para seguir adelante con valentía enfrentando los nuevos desafíos que nos esperan.
¡Hasta pronto!

Los comentarios están cerrados.